Consejos para cambiar la correa de distribucion

El cambio de la correa de distribución es uno de las reparaciones más difíciles que te encontrarás en tu coche. Por esto, te recomiendo que la dejes en manos de mecanicos de coches expertos porque si la haces por tu cuenta o en un taller mecánico que no sea especializado podrás tener problemas.

En todos los casos, existen ciertos aspectos clave a tener en cuenta antes de cambiar la correa de distribución, para determinar si es el momento para hacerlo. Por esto, te invito a que sigas leyendo este post, porque aquí te voy a presentar todos estos aspectos para que puedas saber cuándo cambiarla.

¿Cuándo cambiar la correa de distribución?

Cambiar la correa de distribución es una tarea que debes hacer de manera inmediata cuando esta se desgasta. En todos los casos, es indispensable tener en cuenta que, existen algunos factores por los que hay que cambiarla y estos son:

Tiempo de uso

El tiempo de uso de esta correa se mide en kilómetros recorridos por tu coche. Como norma general, la correa de distribución se cambia a los 100.000 kilómetros de recorrido de tu coche, haciendo que sea uno de los mantenimientos periódicos.

En todos los casos, conducir con una correa que ya ha cumplido su vida útil puede ser riesgoso, e incluso puede dañar tu motor gravemente, por lo cual, se aconseja hacer el cambio.

Daños por fugas

En el motor se suelen presentar en algunas ocasiones fugas de líquidos como puede ser aceite o líquido refrigerante. Estas fugas traen como consecuencia que la correa de distribución se vaya desgastando de manera acelerada.

Por lo tanto, cuando detectes una fuga, lo mejor es recurrir al mecánico de manera inmediata, y solucionarla. En caso de ser necesario debes hacer el cambio prematuro de la correa, especialmente si el daño que se ha producido es grave.

Fallas en la tensión

Si sabes de autos, seguramente sabes que la correa de distribución debe tener una tensión perfecta para que puedas disfrutar de un excelente rendimiento. En todos los casos, es indispensable tener en cuenta que, si la correa se afloja, se debe hacer el cambio de manera inmediata.

Esto puede suceder especialmente por cambios en la bomba de agua, por lo cual debes llevar tu coche únicamente a mecánicos que sean de confianza. Así te asegurarás de que saben lo que hacen, y podrás evitar cualquier tipo de estos problemas.